Sobremesas rusas

Primera página de “Primer amor” de Turguénev, libro que empiezo esta noche. La escena me es muy familiar, me causa cierta nostalgia: ese momento de encenderse un puro después de una cena, cuando ya solo quedan en la mesa los que siempre se quedan a tomar la última, y el anfitrión que no tiene el problema de la vuelta a casa y no quiere irse a la cama todavía busca un tema jugoso que retenga a los deipnosofistas para que la última termine por no ser ni la última ni la penúltima. Y qué mejor tema que preguntar sobre una primera vez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s